Connect with us
googletag.cmd.push(function() { googletag.display('div-gpt-ad-1534286934626-0'); });

Entretenimiento

Game of Thrones 8×06: El final de todo

Published

on

El último capítulo dio por finalizada la emisión de una de las mejores series de todos los tiempos. Pese a las opiniones divididas sobre la octava temporada de Game of Thrones, la serie ha terminado y aquí repasamos todo sobre el último episodio.

No es fácil darle gusto a todos, y menos cuando hablamos de una serie que tiene millones de seguidores en todo el mundo. De seguro habrán muchos que no estén de acuerdo con el final, pero ni la producción ni los guionistas están obligados a generar ese deseo y tampoco a facilitar los fan service para tener un final feliz. Lo que sí debe tener es congruencia, contundencia y memorabilidad.

Nadie dice que lo anterior sea algo fácil de lograr, sin embargo, si la temporada final de Game of Thrones ha tenido sus deslices, el episodio que da cierre a esta adaptación de la saga creada por George R-R Martin, sin duda dará muchos argumentos para que los fans soliciten un final que sí esté a la altura, cosa que no va a suceder.

Con un King’s Landing hecho trizas vimos como la Madre de Dragones se propone a liberar todo Poniente, de país en país. El disgusto de Tyrion al escuchar las palabras de su reina es enorme y evidente. Además de encontrar por sorpresa a sus hermanos muertos bajo los escombros, habla con Jon para decirle que él es el único que puede salvar los siete reinos. Jon está angustiado y luego de hablar con Arya y Tyrion toma la decisión más difícil de su vida. Vimos entonces cómo Drogon dejó pasar al Targaryen y se encuentra frente a frente con Daenerys. La lealtad de Jon no se discute, ya sabíamos que él le era fiel a su reina, pero es un hombre que no tolera las injusticias. Por tanto apuñala a su amada y libera al mundo de una reina que terminó convirtiéndose en toda una libertadora.

Vía HBO

Todos sabíamos que el final de Game of Thrones no sería fácil de realizar, y con seguridad tampoco sería feliz. Sin embargo, luego de esta primer muerte las cosas se tornan un tanto extrañas, dando un giro sin explicación. Lo último con sentido después de ver morir a Daenerys fue cuando Drogon, antes de llevarse su cuerpo, destruye el Trono de Hierro, símbolo de la serie.

Lo que sí es difícil de entender es lo que pasa después de todo esto: Jon es enviado a la Guardia de la noche que, jamás se explica de qué pero, cuida el muro. Esta decisión fue tomada por el nuevo consejo de los lores de Poniente, que por cierto, termina nombrando a Bran como el nuevo rey.

Bran, para sorpresa de todos, acepta el cargo y también acepta que Jon sea exiliado. Crea un consejo conformado por Bronn, Ser Davos, y Tyrion como su mano, Brienne como caballero principal y Sam como el gran maestre. Esta es una escena que intenta ser cómica o ligera pero cae en un momento poco indicado. Finalmente, Sansa termina como reina en el norte y Arya se embarca en una aventura por el mundo.

Vía HBO

El ejército de los Inmaculados liderado por Gusano Gris se retira a Essos. Extraño y sin mucha explicación se construyó el futuro de la destrucción que había en Kings Landing. Sin duda, este último capítulo nos dejó con muchas dudas y una sensación de melancolía, al saber que ya no volveremos a ver en emisión esta gran serie.

Gracias HBO por crear semejante obra de arte televisiva y que, a pesar de las críticas, todos amamos. Valar Morghulis.

Copyright © 2019 Social Geek.